Inicio » Noticias, Política, Sociedad

Federica Mogherini: un mayor rechazo al bloqueo

5 Enero 2018 Haga un comentario
Bruno Rodríguez y Federica Mogherini en Cuba

Alta representante de la UE, Federica Mogherini en Cuba de visita oficial

A poco más de dos meses de la entrada en vigor provisional del Acuerdo de Diálogo Político y Cooperación (ADPC) entre la Unión Europea (UE) y Cuba, ya existen proyectos concretos que evidencian que el convenio, primer instrumento jurídico entre las partes, realmente abre nuevas oportunidades para incrementar el comercio, la inversión y promover soluciones comunes a los desafío globales, como las migraciones o el cambio climático.

«Hemos elevado nuestras relaciones a un nuevo nivel», aseguró a la prensa Federica Mogherini, alta representante de la UE para los Asuntos Exteriores y Política de Seguridad, quien concluyó este jueves su tercera visita de trabajo a la Isla y la primera desde que el primero de noviembre pasado comenzara la aplicación del Acuerdo.

Tras reuniones de alto nivel con representantes del Gobierno y la sociedad civil cubana, Mogherini anunció la pronta firma de un nuevo programa de cooperación para la utilización de las energías renovables, por valor de 18 millones de euros, otro por la agricultura sostenible de 21 millones, así como el incremento y ampliación del programa de intercambios culturales y de expertos por el valor de 10 millones de euros.

«El apoyo de la UE a las víctimas del huracán Irma seguirá adelante, hemos facilitado hasta ahora nueve millones de euros», agregó.

Incrementaremos también la cooperación conjunta en el área de la cultura, dijo, por lo que el bloque regional estará presente en la Feria Internacional del Libro de La Habana 2018 y habrá una nueva edición del Festival del Cine Europeo en el mes de junio.

También adelantó la presencia en Cuba, a finales de enero, de una delegación del Banco de Inversiones Europeo «para explorar posibilidades de trabajo conjunto»; mientras que, en el ámbito de la relaciones exteriores, presidirá junto al canciller cubano, Bruno Rodríguez Parrilla, el primer Consejo Conjunto entre la UE y Cuba, a celebrarse en Bruselas, el 28 de febrero, para hablar de cómo avanzar aún más en nuestra cooperación  en proyectos concretos.

En la mañana del jueves ambos diplomáticos conversaron en la Cancillería cubana. Allí, Mogherini aseguró que el Acuerdo es un paso decisivo para incrementar el desarrollo y la colaboración mutua, así como para encontrar un terreno común en los vínculos entre la nación caribeña y el continente. Afirmó que ambos comparten «una agenda muy importante tanto en términos de relaciones multilaterales como bilaterales», en la que se incluirán debates sobre los nuevos acontecimientos en Europa y América Latina, los retos globales y, con especial atención, el cambio climático.

Rodríguez Parrilla apuntó la importancia de la UE como socio comercial y reiteró que en Cuba «estamos abiertos a las construcción de una nueva etapa en las relaciones entre la UE y Cuba», palabras que —como bien recordó el canciller— ya habían sido expresadas por el Presidente Raúl Castro en su viaje a París en 2016.

En tanto, en una reunión previa con el presidente de la Asamblea Nacional del Poder Popular, Esteban Lazo Hernández, Mogherini comentó que ampliar los vínculos interparlamentarios contribuirá a acompañar el Acuerdo de Diálogo Político y Cooperación entre la UE y Cuba, que ya ha sido ratificado por siete parlamentos de los 28 Estados que componen el bloque. Las relaciones entre los parlamentos son decisivas para el diálogo entre los gobiernos, aseguró Lazo.

La posición de Europa ya no es la común

En la conferencia de prensa, la funcionaria europea, a nombre del bloque regional, se expresó contraria al bloqueo y a su ilegal carácter extraterritorial, que en más de una ocasión ha afectado a entidades europeas.

Lamentamos que la administración estadounidense haya cambiado su posición hacia Cuba, aparentemente, y estoy convencida de que es un interés de Cuba, de la UE y un interés general fortalecer y profundizar la cooperación y la asociación, indicó sobre el retroceso desde la entrada en la Casa Blanca del presidente Donald Trump.

Estados Unidos y la Unión Europea son, en palabras de la propia diplomática italiana, «amigos»; sin embargo, con su visita y los acuerdos obtenidos «mostramos que la política y la posición exterior de la UE es autónoma, es independiente y es decidida por los 28 Estados miembros» y el ADPC «constituye un punto de referencia en el que la (unilateral) Posición Común ha quedado obsoleta».

El diálogo con Cuba ha probado ser útil en la construcción de las relaciones de la UE con América Latina y el Caribe, las cuales hemos desarrollado, en especial el vínculo con la Celac (Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños), destacó. Al incrementar las relaciones con Cuba, las incrementas con todo el continente, refirió Mogherini.

(Tomado de Juventud Rebelde)

Bookmark and Share

Haga un comentario.

Deje su comentario. Usted también puede subscribirse a estos comentarios vía RSS.



Optimizado para Firefox. Requiere resolución 1024 x 768 o superior.